Agustín el indolente

¡Ay Agustín! Se pasa los días soñando despierto con todas las cosas que le gustaría hacer y… nunca hace. Bajo el edredón se está muy calentito y el día se pasa volando.

Instrucciones y cuidados: le gusta que le cuenten cuentos antes y después de dormir, escuchar a Jack Johnson y los documentales de National Geographic. No despertarle antes de las 11:00 de la mañana.

¡Lo quiero!